sliderdanza

La danza, la tendencia fitness del momento

La rumbaterapia se ha convertido en el desahogo emocional de quienes lo practican. Esta rutina crece fuertemente como alternativa para perder peso.

Adulto, Cuerpo, Primer Plano, Ejercicio, Ajuste

PH: Pixabay

Con el pasar de los años la palabra Fitness o forma física ha tomado gran importancia entre las nuevas generaciones. En estos tiempos tener una vida saludable se ha convertido en un movimiento social que mueve masas y que no distingue edad, sexo, religión o nacionalidad.

Aunque la actividad física siempre ha existido, al igual que los gimnasios, el boom que ha ocasionado esta tendencia ha sido tan fuerte, que incluso ha logrado obtener un cupo más amplio en la escala de la economía mundial, pues al despertarse el interés de las personas, los micro o macro empresarios han empezado a construir espacios para sacarle provecho a un mercado que promete extenderse por largo tiempo.

Si de estilo de vida saludable hablamos, la danza o rumbaterapia se ha consolidado como la actividad reina del mundo fit. Quienes la dirigen y la practican manifiestan que es uno de los ejercicios más completos, pues activa el sistema cardiovascular, la famosa hormona de la felicidad, y ayuda al cuerpo a perder esa grasa que está de más.

La danza, la cura ideal

Si bien es cierto que la danza es considerada una actividad que mejora el bombeo de sangre hacia el corazón, y que fortalece los músculos del cuerpo, en especial los del tren inferior (cuádriceps, isquiotibiales, femorales y gemelos), no podemos dejar a un lado que su mayor beneficio y la razón por la cual muchos la practican actualmente es la liberación de estrés, la principal causante de enfermedades en el mundo.

Edinson Rosado, bailarín, entrenador físico e instructor de Power Fit Rumba, asegura que la danza se ha convertido en una de las rutinas con mayor presencia en los salones de baile y gimnasios. “Más allá de sus beneficios físicos, los usuarios asisten mucho a estas clases por el componente emocional que en ellos genera. La danza significa ese escenario donde se sienten libres, donde la depresión no tiene cabida y la ansiedad, que algunos padecen, es controlada”, apuntó Rosado, quien representó a Colombia en varios festivales de danza en el extranjero.

Una actividad para todos

La danza no distingue edad, pues cualquiera puede realizarla al ritmo que desee y que su cuerpo le permita. Según Rosado, esta actividad se puede realizar de 3 a 5 veces por semana dependiendo la edad metabólica de la persona y de su objetivo físico. “Una rutina de rumba está diseñada para que dure de 45 minutos a 1 hora. De acuerdo a la intensidad con la que la persona haga la coreografía, podría eliminar de 400 a 500 calorías por sesión. Una de las cosas importantes en esta disciplina es el ritmo cardíaco, el cual puede variar según la persona. Una frecuencia moderada está entre el 50 y 60 por ciento del índice normal”, señaló.

Medicina para la mente

Como toda disciplina, la danza también tiene sus técnicas y unas metodologías de enseñanzas muy particulares y beneficiosas para la mente humana. Rosado asegura que el baile es una de las opciones más viables para ofrecerle al cuerpo la flexibilidad que necesita.

“La magia de la danza está en sus componentes, en los movimientos físicos y artísticos. En cada rutina se mezcla combinaciones laterales, pasos coreográficos, desplazamientos y pasos bilaterales, uno de los más esenciales, para generar en la persona un nivel de concentración mayor y que su atención se establezca en cómo coordinar movimientos, sea de derecha a izquierda o viceversa. Estos comandos logran que el bailador ponga en funcionamiento su cerebro y retenga en su mente la coreografía”, explicó el instructor, quien asegura que la danza como técnica de aprendizaje previene el Alzheimer a temprana edad.

De alumnos a entrenadores

Resultado de imagen para zumba

Foto tomada de Myfitness

Hace algunos años podíamos observar que el campo profesional deportivo, hablando de entrenadores físicos e instructores de clases grupales, no tenía una demanda tal alta como ahora. Gracias a que la vida fitness se ha convertido en una tendencia mundial, se puede evidenciar fácilmente a través de redes sociales el número de personas interesadas en promover la vida saludable.

“Uno se sorprende al ver cómo ha crecido el mercado de los gimnasios y los centros físicos. Esto ha logrado que se constituyan academias especializadas o que instructores certificados dicten cursos para transmitir a los interesados el conocimiento sobre el tema. Ahora vemos mucho cómo personas del común se certifican como instructores de rumba porque aman y disfrutan esa actividad”, expresó Rosado.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *